La magia existe y está en Europa cada Navidad

Las ciudades europeas con los mejores mercados navideños


El secreto de la magia está en los mercados navideños que cada diciembre son organizados por lugareños con el objetivo de mostrar su espíritu navideño, vendiendo la artesanía local; desde piezas de decoración, luces para el árbol, galletas, casitas hechas de pan de jengibre o vino caliente. Y siempre con villancicos sonando de fondo.

No hay dos ciudades iguales, ni tampoco dos mercados navideños iguales en ninguna parte del mundo, todos tienen su propio encanto y su versión de la tradición. Hay quienes se inspiran en la edad media y otros sacan partido del frío y el hielo.

En España es fácil encontrar pesebres vivientes a parte de las típicas bolas para decorar el árbol. Y en Cataluña una gran cantidad de troncos, con una cara dibujada en uno de los extremos, llamados “tió” al que se le hace cagar regalos.

Pero el mercado de Munich en Wittelsbacherplatz, está inspirado en los orígenes de esta tradición en el siglo 14. En este mercado las casetas se colocan alrededor de un árbol de más de 30 metros lleno de luces que decora el centro de la plaza.

En Austria sacan partido de su clima. Los artesanos tallan figuras del belén a tamaño real. Y además, en la plaza del ayuntamiento proyectan un calendario de adviento.

A los amantes de la Navidad les encantará visitar Bruselas en esta época. El mercado tiene una longitud de unos dos kilómetros, además de disponer de una pista de patinaje sobre hielo y una noria que permite a cada visitante y lugareño observar esta magia que aparece cada Navidad en Europa.


                       Mercado Navideño de Bruselas 

¿Quieres vivir el auténtico espíritu navideño? ¡Nosotros sabemos los mejores destinos para disfrutar de esta época del año tan especial! Consulta nuestros programas de experiencias y vive la magia de la navidad.